Hace tiempo que Linkedin ya no es solo una red social de perfil laboral que sirve para conectar con profesionales de tu sector, subir currículos y buscar trabajo. Cada vez más intenta posicionarse como plataforma de contenidos y ya ha entrado en los planes de distribución de contenido de muchas empresas. Es la plataforma por excelencia para las empresas B2B que tienen más dificultad de targetizar con precisión a sus públicos y para las que la distribución de contenidos es cada vez más relevante (según un reciente estudio, el 95% de las empresas B2B afirma que el marketing de contenidos le ha ayudado a conseguir sus objetivos comerciales).

Para potenciar esto Linkedin acaba de anunciar importantes cambios en su plataforma analítica. Aunque existía con anterioridad, ofrecía escasas métricas, como por ejemplo la denominada Content Marketing Score que mide la interacción por persona dividida por la audiencia total targetizada.  Ahora los datos se centran mucho más en el perfil demográfico de los que interactúan con el contenido: desglose por industria, cargos concretos, localización geográfica, fuente de tráfico, etc. Aunque sólo puede trackear los usuarios logeados, identifica cada uno de ellos y cómo esta persona ha interactuado con el contenido en concreto: likes, páginas vistas, comentarios. Además, ofrece la opción de contactarlos directamente desde la plataforma con un mensaje para continuar la comunicación con ellos.

linkedin

Los profesionales de marketing pueden evaluar si llegan a la audiencia correcta, qué contenido tiene mejor ratio de interacción, cuales son las pautas de comportamiento de los usuarios. etc.

Es un paso importante para la red social que posee más de 360 millones de perfiles profesionales y que quiere escapar de su imagen de plataforma estática.

via Adweek