Se reducen las tácticas de behavioral targeting por miedo a las denuncias

Según un estudio desarrollado por Ponemon Institute, el 75% de los anunciantes utiliza menos tácticas de behavioral targeting de lo que les gustaría, la causa principal es el temor a ser denunciados por el mal uso de los datos de los consumidores.

Alrededor del 90% de las compañías entrevistadas han reducido el uso del bahavioral targeting, a pesar de que cuando se utilizan las campañas online son un 50% más eficaces.

En Estados Unidos se ha intentado sacar durante el pasado año un programa de autorregulación. El programa incluye informar de forma correcta a los ciudadanos respecto a la privacidad de datos. Los anunciantes alegan que sus estrategias de targeting no llevan mala intención, y que lo único que se pretende es dar a los consumidores la publicidad que les interesa.

Los grupos que se muestran a favor de la protección de datos en internet no ven que lo único que se pretenda sea mostrar publicidad que interesa al consumidor. Por ello han realizado una petición al congreso de los Estados Unidos para que este tipo de estrategia publicitaria sea regulada más estrictamente. Entre las propuestas que más llaman la atención encontramos que las compañías sólo puedan utilizar sus datos durante 24 horas. Para poder usar los datos durante más tiempo necesitarán el permiso del usuario.

Fuente: Marketindirecto

2009 será el año de la publicidad en Internet

Las principales compañías norteamericanas han empezado a reducir las partidas en marketing ante la peor crisis financiera desde la Gran Depresión. Sin embargo los ingresos de la publicidad en Internet no hacen más que crecer, y no a la manera de las tendencias, es decir, primero en EEUU y luego en el resto del mundo, sino simultáneamente en todos los países.

El caso de España a quedado al descubierto tras el último informe de IAB y Price Waterhouse Coopers. La inversión de la publicidad online ha alcanzado en el primer trimestre de 2008 la friolera de 307,24 millones de euros.

Este optimismo es muy positivo al venir a contracorriente. En una situación de inestabilidad, los anunciantes buscan el máximo ROI (Retorno de la Inversión). Gracias a las posibilidades de control y medición y al crecimiento del mundo 2.0 (redes sociales, blogs, foros…), la publicidad vive en plena crisis un momento de esplendor.

Tanto es así que, en su estudio, IAB predice un crecimiento del 20% de la inversión publicitaria, tal como ya anunciábamos aquí a raíz de otro estudio reciente de Zenithmedia.

Según Ricardo Molero, director de Zenithmedia, «sin duda los medios digitales saldrán reforzados con la crisis.» Para Manuel Alonso, experto en marketing digital de IE Bussines School, «el recorte general de inversión publicitaria supone el reto de conseguir los mismos leads (clientes potenciales) con menos impactos, así que se ha de buscar que éstos sean de más calidad, con mayor afinidad al target. Y es ahí donde la mayor capacidad de segmentación de la publicidad digital puede ayudar mucho.»